Noticias

12/08/2016

Instan a fortalecer el sector semillero mediante el trabajo conjunto y el diálogo

Las bases para superar los problemas más recurrentes del sector semillero y productivo son el equilibrio, el trabajo conjunto y el diálogo permanente entre todos los actores involucrados, esas fueron las coincidencias a las que se arribaron durante el desarrollo del Seminario “Desafíos del sector agrícola: La propiedad intelectual y el mejoramiento vegetal”, que se realizó ayer en Santa Rita, Alto Paraná.

El evento, organizado conjuntamente por el Servicio Nacional de Calidad y Sanidad Vegetal y de Semillas (SENAVE), la Asociación de productores de Semillas del Paraguay (APROSEMP) y la Asociación Paraguaya de Obtentores Vegetales (PARPOV), fue habilitado por las respectivas autoridades, el Dr. Alfredo Gryciuk, el Ing. Agr. Hugo Acosta y el Ing. Agr. Pascual González.

El seminario desarrolló ponencias y exposiciones de reconocidos referentes, tanto del sector semillero como del sector productivo nacional, al igual que de autoridades de organismos rectores en el ámbito de las semillas de nuestro país,la Argentina y el Uruguay.

Durante la jornada, señalaron que los principales problemas que afectan a la cadena semillera son el uso indiscriminado de variedades protegidas para el uso propio, la producción y comercialización ilegal de simientes sin certificación y el desconocimiento de las consecuencias que generan estos actos por parte de los agricultores que adquieren estos productos.

En este sentido, se habló de la necesidad de poner en vigencia una normativa que reglamente el uso propio de variedades protegidas, para resguardar el derecho de los obtentores.

La Ing. Agr. Dolia Garcete, Directora de Semillas (DISE), del SENAVE, durante su exposición sobre La Protección de Cultivares en Paraguay, indicó que el desconocimiento de las normativas y las ventajas que representa el uso de semillas certificadas, propicia que se cometan infracciones, por lo que señaló que es necesario insistir en la concienciación e información precisa al productor.

“Ningún productor con conocimiento de las posibles pérdidas, recurriría a la adquisición de semillas sin certificación; por ello tenemos que persistir en informar y que el productor asimile que existen consecuencias para sí mismo y para el sector”, puntualizó Garcete.

Por su parte, el Ing. Agr. Héctor Cristaldo, de la Unión de Gremios de la Producción (UGP), señaló que hay que establecer acuerdos dentro del mismo seno del sector productivo para luego buscar trabajar con los entes reguladores, ya que existen buenas perspectivas para encarar acciones conjuntas.

Otros temas abordados durante el seminario, fueron la protección de cultivares y las patentes en el Paraguay; la protección de variedades como facilitador del desarrollo de los sistemas semilleros en Argentina; programas de mejoramiento nacional y las experiencias.

Igualmente, lo referente a la observancia del derecho de obtentor y la experiencia uruguaya; la producción y comercialización de semillas de variedades protegidas en la región; el ejercicio del derecho de obtentor en el Paraguay; la producción y comercialización de semillas de variedades protegidas en el Paraguay; y los desafíos de la agricultura nacional ante la demanda mundial de alimentos.